6 enero, 2020

Sopas saludables para cuidarte durante el invierno

5 recetas de sopas para protegerte contra el frío.

¡A la rica sopa!

Puedes notar que durante la temporada invernal se repiten o se acaban tus ideas en cuanto a platos saludables. Las sopas son un recurso gastronómico que te garantiza múltiples combinaciones de alimentos, lo que convierte a estos platos en uno de los más completos que puedes incluir en tu menú.

¿Cuáles son los beneficios de las sopas?

  • Te hidratan: Un gran porcentaje de las recetas de sopa es el agua, que sumado al de su contenido en verduras (más agua), puede rondar un 85% de su total solo en agua.
  • Nutritivas y ligeras: Su contenido calórico es bajo, por lo que son ligeras. También son de fácil digestión por contener sus ingredientes bien cocidos o triturados.
  • Pueden ser deliciosas: es un plato que nos permite combinar distintas especias, dándole a cada receta un toque diferente con el que salir de la monotonía.
  • Herramienta para incluir nuevos alimentos: Seguro que habrá alimentos que triturados o en caldo te parece que tengan un sabor más agradable que en otra preparación. Dale otra oportunidad a ese alimento que te cuesta un poco más.
  • Rápidas y de fácil conservación: Ideal para preparar varias raciones y conservarlas en el frigo o congelador y tenerlas disponibles en esos días con menos tiempo.

Ahora que conoces todos sus beneficios, es hora de ponerse manos a la obra. ¡Toma nota! Estas son las recetas de las sopas más saludables:

Sopa de miso fácil

receta sopa miso

El miso es un alimento procedente de Japón, existen distintas variedades del mismo y es una pasta fermentada que deriva de la soja. Su composición nutricional es alta en proteínas, además de poseer compuestos beneficiosos para la flora intestinal.

Ingredientes:

  • 40 g de noodles
  • 3 cucharadas pequeñas de miso
  • 1 cucharada de alga wakame
  • 100 g de tofu blando
  • 4-5 setas shiitake, puedes escoger otra variedad
  • 1/2 cebolleta
  • AOVE

Modo de elaboración:

En una olla salteamos la cebolleta junto a las setas con aceite y sal durante unos 10 minutos. Añadimos el tofu al salteado. Después cubrimos todo con agua.

Por otro lado, cocemos los noodles, siguiendo el tiempo de cocción que indique el paquete.

Ponemos las 3 cucharadas de miso en un bol. Añadimos un poco de agua previamente hervida y movemos la mezcla favoreciendo que se disuelva. Dejamos reposar.

Incorporamos la mezcla de agua y miso al salteado de verduras y tofu. El fuego debe estar apagado, ya que el miso no debe calentarse. Por último, añadimos los noodles a la sopa y disfrutamos.

Sopa de puerro y manzana

¿Sabías que el puerro es un alimento altamente diurético? También es rico en vitamina B9 o ácido fólico.

Esta sopa te ofrece un sabor nada convencional, debido al toque dulce de la manzana. Puedes cocinarla además en su versión vegetariana sin pollo, incluyendo alguna semilla vegetal como el sésamo.

receta sopa de manzana y puerro

Ingredientes:

  • 1/2 cebolla
  • 1 puerro
  • 1 tomate
  • 300g de carne de pollo
  • 2 manzanas medianas
  • Un poco de cebollino
  • Aceite de oliva virgen extra, AOVE
  • Sal

Modo de elaboración:

Colocamos el pollo sin piel a cocer en una olla. Añadimos el puerro cortado, el tomate y la cebolla. Dejamos hervir en torno a una hora.

En otro recipiente pochamos el apio y cuando empiece a ablandarse, añadimos la manzana troceada y pelada.

Por último, mezclaremos en la primera olla todos los ingredientes y si es necesario añadiremos más agua. Puedes servirlo con más trocitos de manzana o cebollino picado.

Sopa-crema verde de kale

receta crema de kale

Por si aún no conocías el Kale, es una planta de la misma familia que el brócoli o coliflor. Esta sopa tiene un gran contenido de fibra, que favorecerá tu salud intestinal. Además te aporta valores importantes de calciovitamina Cantioxidantes y vitamina K.

Ingredientes:

  • 1 manojo de col rizada, kale
  • 2 cebollas dulces
  • 2 patatas medianas
  • 30g de nueces
  • 40 ml de AOVE
  • Un poco de eneldo fresco
  • Pimienta negra, sal

Modo de elaboración:

Primero cocinamos la cebolla con aceite y sal en el fondo de una olla. Cuando esté un poco cocinada, añadimos la patata pelada y cortada en trozos pequeños. Mezclamos durante unos 6 minutos.

Por otro lado, troceamos las hojas de kale, desechando el tallo y agregamos a la mezcla. Poco a poco cambiará a un verde más intenso. En este momento cubriremos con agua y dejaremos cocer durante 20 minutos.

Pasado este tiempo, apartamos del fuego y dejamos reposar unos minutos. Por último, podemos o no, triturar la sopa para obtener una crema muy fina y servir con un puñadito de nueces cada plato.

Sopa-crema de tomate y albahaca.

receta crema de tomate y albahaca

Esta colorida sopa te aportará cantidad de carotenos, entre ellos el licopeno, un tipo de carotenoide con un potente efecto antioxidante.

Ingredientes:

  • 1/2 cebolla
  • 1 trozo de puerro
  • 1 diente de ajo
  • 4 tomates tipo pera
  • 1 puñado albahaca fresca
  • Semillas de sésamo
  • Aceitunas negras
  • Sal, pimienta
  • AOVE

Modo de elaboración:

Sofreímos la cebolla, el puerro y el ajo con AOVE y sal. Añadimos los tomates troceados y continuamos cocinando la mezcla. Añadimos pimienta.

Después cubrimos con agua y continuamos cocinando unos 10 minutos.  Pasado el tiempo, apartamos del fuego. Trituramos con la batidora.

Por último, a la hora de servir, añadiremos unos trocitos de aceitunas negras y albahaca.

Sopa verde de apio, puerro y guisantes.

sopa de guisantes y apio

Este es otro tipo de sopa con un gran contenido en fibra. En este caso debido al guisante, que pertenece al grupo de las legumbres.

Ingredientes:

  • 1/2 puerro
  • 1 rama de apio
  • 60g de guisantes, pueden ser congelados
  • 30ml de aceite de oliva virgen extra
  • Pimienta cayena

Modo de elaboración:

Cortamos el puerro y el apio en trozos y sofreímos en una olla con aceite y sal. A los 5 minutos añadimos los guisantes y continuamos sofriendo.

Añadimos las especias al gusto: pimienta cayena o negra. Cubrimos con agua las verduras y dejamos hervir durante unos 15 minutos.

Por último, podemos triturar todo o servir el caldo con las verduras en trozos.

Disfruta de uno de los mejores platos para protegerte del frío, ¡vive más y mejor con GO fit!

Artículos relacionados