Accede al área de abonados
Seleccionar centro GO fit

La meditación como práctica formal del Mindfulness

La importancia de tener una "intención correcta"

  • 1
  • JUN

Las "prácticas generativas" pueden ayudarte a encontrar la concentración a través de cualquier objeto o elemento de la naturaleza.

Practica Mindfulness con GO fit.

La meditación como práctica formal del Mindfulness

 

La práctica de Mindfulness se puede definir muy básicamente como la capacidad de ser consciente de lo que hacemos, mientras lo estamos haciendo:

  • Saborear la comida de manera consciente mientras estamos comiendo.
  • Escuchar atentamente a otra persona mientras nos está hablando.
  • Ser conscientes de las sensaciones de nuestro cuerpo en todo momento mientras hacemos ejercicio físico, y así con todas las actividades que hagamos al cabo del día.

 

Dicho así parece sencillo, pero en realidad no lo es tanto. El motivo, la manera en la cual funciona nuestro cerebro, que nos lleva continuamente al pasado y al futuro y a pensar en cosas distintas a las que estamos realizando. Es el denominado modo de funcionamiento por defecto del cerebro o piloto automático.

 

La buena noticia es que existe un entrenamiento mental para corregirlo, la meditación. La meditación corresponde a lo que se denomina ‘prácticas formales’ dentro de la práctica de Mindfulness y es un procedimiento cuyo objetivo consiste en ‘modificar el estado de conciencia habitual por medio del manejo voluntario de la atención’. La práctica de la meditación no consiste en relajarse, ni dejar la mente en blanco, ni tratar de eliminar los pensamientos para no pensar en nada. La meditación Mindfulness es un despertar, es observar y tomar conciencia de todos los fenómenos mentales que surgen momento a momento (pensamientos, emociones, sensaciones), aceptándolos tal y como son, sin querer cambiarlos, relacionándose con ellos sin juicios, con amabilidad y ecuanimidad.

 

A la hora de practicar la meditación, es muy importante tener una ‘intención correcta’. No se practica la meditación para ser mejor persona o para solucionar problemas personales, no se busca la desconexión del mundo cotidiano, no se quiere alcanzar un determinado estado de concentración o bienestar, sino que uno se sienta a meditar para conocer cómo funciona la insatisfacción en la experiencia propia, cuál es su origen y cómo cesa. A la hora de modificar voluntariamente la atención, se usan dos métodos tradicionalmente:dirigir y sostener de forma voluntaria la atención sobre un objeto, o dirigir y sostener la atención sobre la propia atención, lo que se conoce hoy como ‘monitoreo abierto’, o lo que es lo mismo, una forma de ‘metaatención’. Como ‘objeto’ de meditación se pueden usar objetos externos como los elementos de la naturaleza, agua, tierra, aire, fuego; alguna cualidad particular como el color, y otros elementos fundamentales como el espacio o la luz. También se pueden usar conceptos, como las cualidades humanas de bondad, alegría, compasión o ecuanimidad; percepciones como aspectos agradables o desagradables del cuerpo humano y de las sensaciones que produce la respiración; e incluso reflexiones, que implican la aplicación intensiva del pensamiento.

 

Esta forma de meditación tiene ‘objeto’, es decir, absorber toda la atención en el objeto escogido, provocando así un estado de conciencia predeterminado. Este tipo de meditaciones se llaman ‘prácticas generativas’, porque tienen como objetivo generar un estado de conciencia particular. Existen por otra parte las denominadas ‘prácticas metaatencionales’, que consisten en atender a los cambios de la atención. Observar el proceso espontáneo de la experiencia e ir descubriendo sus ritmos y regularidades. Se atiende a los cambios en la intensidad, la velocidad, así como a las relaciones entre los fenómenos que van surgiendo y desapareciendo del foco atencional. La concentración o dispersión es una de las dimensiones a las que atiende la metaatención. La meditación es por tanto un proceso experimental en el que se va desarrollando un estado de armonización de intención/cognición/acción que con la práctica se va convirtiendo en más estable y duradero hasta su mantenimiento en las actividades de la vida cotidiana, que serían las llamadas ‘prácticas informales’

Publicado por:

Error

COOKIES

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Más información

ACEPTAR COOKIES RECHAZAR COOKIES