Accede al área de abonados

Aliméntate bien y carga las pilas

Una buena alimentación y la práctica de ejercicio regular, claves para afrontar la astenia primaveral.

  • 26
  • ABR

Despierta tu organismo, ¡es primavera!

Necesitamos realizar actividad física y cargar nuestro organismo de vitaminas y minerales para ayudar al funcionamiento de nuestro cerebro, y a que nuestro cuerpo salga de su estado de hibernación.

Al llegar la primavera, es frecuente, que muchas personas sientan una rara fatiga. Se encuentran apáticos, sin energía e incluso con el ánimo bajo. En esta época del año se entra en un cambio de ritmo vital, que afecta mucho más a las personas que ya tienen trastornos físicos o mentales.

Te levantas por la mañana cansado, sin energía, te tomas un café, te duchas y sin embargo sigues cansado, tomas otro café, bostezas, pasa la mañana, vas a comer y casi es peor, ni una siesta te recupera, cuando llegas a casa cenas, estás rendido te acuestas pero no puedes dormir. El motivo es que nuestro organismo tras el invierno está en estado de hibernación, hay que despertarlo.

Necesitamos actividad física y cargar nuestro organismo de vitaminas y minerales revitalizantes. Los alimentos de hecho, modifican el funcionamiento de nuestro cerebro. Si nuestra nutrición es mejor, mejor será nuestra renovación celular.

Durante el ejercicio se liberan endorfinas, aumentado la dopamina, que está relacionada con la sensación de bienestar, equilibrio emocional y alegría. Las vitaminas del grupo B que las podemos encontrar en los cereales integrales, convierten el triptófano en neurotransmisores, como la serotonina hormona de la felicidad.

Un buen desayuno para evitar esa fatiga:

  • Zumo de apio, manzana y zanahoria añadiendo un trocito de jengibre fresco y una cucharadita de aceite de lino. El zumo de apio fortifica el hígado y los riñones, eliminando toxinas.

A media mañana:

  • Muesli de copos de avena integrales ideales para equilibrar el sistema nervioso/copos de germen de trigo con levadura de cerveza (que aporta vitaminas del grupo B).
  • U otra opción en lugar de los cereales, una rebanada de pan de centeno integral con tomate y aguacate rico en omega 3 que combate la fatiga y la depresión.
  • Yogur de cabra biológico que enriquece nuestra flora intestinal.
  • Fruta fresca que nos aporta vitaminas.

Para merendar:

  • Nueces que son ricas en triptófano. Con miel de romero, para el tono vital.
  • Puede ir seguido de un té verde que nos aporta antioxidantes.
  • Una naranja rica en vitamina C para ayudar a nuestras defensas y mejorar nuestro tiroides.

Recuerda que un entrenamiento regular y pautado, acompañado de una alimentación equilibrada, te ayudará no solo en la primavera, sino el resto del año a que tu vida se mejor y más saludable.

Publicado por:
  • Comer bien
  • dieta
  • recetas
Relacionadas

Error